Buscar en:
 
EL UNIVERSAL
EL GRÁFICO
AVISO OPORTUNO
SECCIONES
DISCUSIÓN
MULTIMEDIA
VIDEOS
TU DINERO
GUÍA DEL OCIO
SERVICIOS
Víctor Yturbe ‘El Pirulí’: Asesinato sin resolver

Durante las investigaciones policiacas se manejaron tres versiones, una de ellas era que tenía relaciones sentimentales con la esposa de un narco que pagó para que lo asesinaran
Víctor Yturbe ‘El Pirulí’: Asesinato sin resolverVíctor Yturbe ‘El Pirulí’: Asesinato sin resolver
- A   A   A +


El Universal
Lunes 31 de marzo de 2008

Al filo de la medianoche del domingo 29 de noviembre de 1987, el cantante Víctor Yturbe El Pirulí fue muerto a las puertas de su residencia por tres matones a sueldo, quienes en forma sorpresiva le dispararon a quemarropa.

La noticia publicada al siguiente día —lunes 30 de noviembre— en la primera sección de EL UNIVERSAL, difundida igualmente por prácticamente todos los medios de comunicación nacionales e internacionales, causó estupor por lo inesperado e impactante del suceso.

En los años 80 no se vislumbraba la multiplicación de ese tipo de matanzas, tal como ocurre hoy en día. Matanzas terribles y sangrientas escenificadas por los cárteles de la droga, por dantescos ajustes de cuentas.

El crimen cometido contra el intérprete de “Felicidad” y “Verónica”, que quedó impune al nunca aclararse debidamente, fue considerado por la policía como una consecuencia del narconegocio.

Las versiones oficiales arrojadas por la investigación señalaron que el citado domingo el cantante se encontraba en su residencia del fraccionamiento Las Arboledas, ubicado en el municipio de Atizapán de Zaragoza, perteneciente al estado de México.

El Pirulí descansaba viendo la televisión, ya que casualmente no había tenido ningún compromiso artístico, como era común los domingos. Su presentación en Tijuana el 29 de noviembre de 1987 se había cancelado.

TRES MATONES, TRES

Los agentes policíacos asignados al caso obtuvieron con sus pesquizas la versión de que Víctor se apresuró a abrir al oír tocar la puerta de su casa. Sabía que su hija Lucy había salido a la calle sin sus llaves.

El intérprete, que alcanzó fama por su estilo romántico, quedó perplejo al toparse con tres individuos, quienes sin emitir palabra alguna le dispararon a quemarropa.

Yturbe estaba acompañado por su esposa, quien dormía en su alcoba; su hijo, por su parte, estudiaba en su recámara.

Ambos, al escuchar las detonaciones, bajaron apresuradamente a la sala, donde encontraron al cantante desangrándose sobre un sillón de la sala.

La policía supo más tarde que uno de los vecinos llegó a ayudarles para pedir auxilio policiaco y los servicios de emergencia. Para ese momento, El Pirulí ya había fallecido.

De inmediato, la Agencia del Ministerio Público comenzó las averiguaciones. Entraron en acción los peritos, recabando datos y pruebas que permitieran esclarecer el brutal asesinato del inolvidable intérprete de “Mi segundo amor”.

Se indagó entre los vecinos del infortunado cantante, todos aquellos datos que ayudaran a la identificación de los presuntos asesinos.

INVOLUCRADO CONEL NARCOTRÁFICO

La Procuraduría de Justicia del Distrito Federal, encargada del caso, con los elementos obtenidos y el trabajo de peritos, determinó que habían sido tres matones los que ejecutaron a Yturbe.

Que le dispararon a una distancia de ocho metros, lo que les permitió cumplir con exactitud su cometido. Fueron seis balas calibre 9 milímetros, de tipo expansivas, que dieron en el blanco.

La misma Procuraduría siguió tres pistas sobre el móvil del crimen: la primera, que Víctor sostenía relaciones sentimentales con la mujer de un narcotraficante.

La segunda se centró sobre supuesta y millonaria deuda de El Pirulí por la adquisición de grandes extensiones de terreno en Puerto Vallarta.

La tercera, sus nexos y deudas con el narcotráfico, considerada la versión más lógica debido a la gran vida que se daba Yturbe, quien había alcanzado un estatus económico envidiable; había acumulado varias propiedades y siempre le rodeaban los lujos.

La policía estaba convencida de esta última hipótesis del crimen, una vez que su labor como cantante no le permitiría gozar de tan ostentosa riqueza. Poseía inclusive un rancho en Puerto Vallarta llamado “El Jilguero”, con una extensión de 21 hectáreas.

IMPUNIDAD, CASO CERRADO

Después de practicarle la autopsia de rigor, el cuerpo de El Pirulí fue trasladado a una agencia funeraria de las calles de Sullivan.

Ahí se dieron cita muchos de sus admiradores y de sus compañeros del medio artístico, cantantes como él, músicos, compositores y actores.

Nadie daba crédito a la muerte del artista de apenas 51 años de edad, que se ganó el afecto y la simpatía de la gente en general.

Los dolientes se preguntaban sobre quién o quiénes pudieron haber cometido el artero crimen.

Por su capilla desfilaron figuras como Raúl Velasco, Mauricio Herrera, Talina Fernández, el productor Alberto del Bosque, Roberto Cantoral, Mario Molina Montes y Chamín Correa, que fue uno de sus grandes amigos y quien le acompañó en múltiples grabaciones discográficas.

Después de su incineración, sus cenizas fueron llevadas a su queridísimo Puerto Vallarta, donde se inició como cantante.

Su nombre completo fue Víctor Manuel De Anda Yturbe. Nació el 8 de mayo de 1936 en la ciudad de México.

Una de sus aficiones fue volar. Inclusive llegó a comprarse una avioneta Cessna y un globo aerostático, que le llevó en cierta ocasión a poner su vida en peligro al chocar con cables de alta tensión.

A causa de ese accidente murió Manuel Santos, amigo que le había acompañado siempre en sus experiencias aéreas. Aquella ocasión, prometió a su esposa Irma no volver a tentar a la muerte con su afición por las alturas.

Su asesinato a mansalva, como ya dijimos, jamás fue esclarecido debidamente, aún así el caso fue prácticamente cerrado.

El último informe dado por las autoridades respectivas señala simplemente que el asesinato del romántico cantante se debió a una venganza del narcotráfico.

La familia de El Pirulí puso distancia entre los medios informativos y las especulaciones, liquidando las propiedades y abandonando la capital mexicana.

Esposa e hijos se fueron a vivir a un lugar no revelado jamás.

TODO, POR 50 AÑOS MÁS

El 3 de diciembre de 1987, a pocos días del fatal suceso que conmocionó al público y al medio artístico en particular, en la sección de espectáculos de EL UNIVERSAL se publicó la que se consideró “la última entrevista” concedida por El Pirulí.

El cantante reveló al periodista Juan Cervera, entre otras cosas, que estaba “muy aburrido de trabajar”. Que anhelaba quedarse en las noches tendido, mirando al techo. De la misma manera señaló que le costaba mucho trabajo soportarse, “en este ser que soy conviven dos yos en guerra. Uno es problemático e irresponsable. El otro trata de ser responsable y pacífico. Esto me causa problemas. Sobrellevarlos no es nada fácil”.

Cervera preguntó igualmente ¿por qué cosa estaría dispuesto a cambiar todo lo que tiene?

Esta fue la respuesta de Víctor Yturbe El Pirulí: “Cambiaría todo, si me garantizaran otros 50 años de vida con salud plena”.

 

Publicado en el Periódico "El Universal" de México
http://www.eluniversal.com.mx/espectaculos/82386.html

Home   >   Espectáculos

 

 
 
 
El UNIVERSAL | Directorio | Contáctanos | Código de Ética | Avisos Legales | Publicidad | Mapa de sitio
© Queda expresamente prohibida la republicación, parcial o total, de todos los contenidos de EL UNIVERSAL
Certifica.com